imágenes...

imágenes...
Bicentenario, Lola Mora, R. Arlt, Inmigraciòn, peronismo, Eva, Walsh, Eternauta, Oestherheld, Humor, Soriano, Diego, 2001, Rep, 2010!.

viernes, 20 de agosto de 2010

De blogs y libertad de expresión

Hoy me asalta el recuerdo del lema plasmado hacia los '90 como el slogan afín al capitalismo triunfante, el fin de las ideologías y de la historia se hacía presente ante la caída del socialismo existente arrastrado tras la caída del Muro de Berlín. Esa aciaga década para Latinoamérica fue la del recrudecimiento y ampliación de los márgenes de acción del neoliberalismo triunfante enancado en muchos casos, como el argentino, sobre la legitimidad que le daba un movimiento con gran raigambre popular. El menemismo se dedicó a completar el ciclo de exclusión social iniciado en la dictadura y que hará crisis con la Alianza en diciembre de 2001.
No se veía por entonces tanta "crispación" en vastos sectores sociales ante la avanzada de exclusión social que se vivía, cualquiera podía quedarse sin trabajo por lo que la ruptura de la solidaridad era un hecho concomitante con las políticas de ajuste constante del período. Prevaleció la apelación a los nostálgicos que se quedaban en el 45 mientras Menem se abrazaba con el asesino Rojas; programas enteros de TV estaban dedicados a mostrar la simpatía del riojano y no había forma que el discurso político hegemónico se hiciera cargo de la barbarie social que se vivía entonces, salvo contadas excepciones.
Tal vez esta larga introducción no sea mas que una deformación propia en la presentación de los temas, pero mas que eso, se trata de contextualizar para quienes desconocen o no vivieron estas etapas con conciencia social para poder comparar la forma en que se manejan hoy cientos de políticos que se consideran de oposición y, por lo que se ve a simple vista, están defendiendo los intereses económicos de sectores monopólicos.
Como lo demostró el fallido intento de golpe contra Chávez, el manejo de la opinión pública es fundamental para generar un consenso social capaz de cambiar gobiernos de forma mas "civilizada", así quedó demostrado con el conflicto de la 125 en 2008. Pero la bonanza económica, la inclusión social, la proliferación de nuevas herramientas de comunicación a través de la web, permitieron que muchos ciudadanos que se sentían despojados de su voz por la cantinela monocorde y estupidizante de los medios de (in)comunicación argentinos comenzaran a hacer escuchar su voz; pareciera como un fenómeno nuevo del cual todavía no tenemos real conciencia de la magnitud que ha alcanzado, pero el hecho que programas de TV, blogs y grupos de facebook hagan oír su voz disonante molesta demasiado a medios, periodistas y políticos que se han vendido en cuerpo y alma al amigo billetín.
Baudrillard dijo por algún lado que la realidad ha sido asesinada, en su lugar se levanta la realidad construida acorde a los intereses económicos de quien la produce, por lo cual suene bastante estúpido hablar de "periodismo independiente", esta asimetría de poder que se da entre el emisor y el receptor pasivo conduce a lo que nuestro Feinmann define como el "sujeto sujetado", el "sujeto que es hablado por los medios"; allí reside la intencionalidad de los medios, construir consenso alrededor de un poder que se diversifica hacia todos los campos rentables de la actividad económica.
Hay un problema, junto con estas novedades tecnológicas ha resurgido indemne de la muerte decretada por Fukuyama, la vieja y querida ideología, la discursividad política toma cuerpo, sentido y vuelo propio, demasiadas cosas juntas que pueden jaquear lo que siempre se presentó como sólido e inconmovible, como decía un viejo conocido "...todo lo sólido se desvanece en el aire....".
Saludos.

2 comentarios:

Sujeto de la Historia dijo...

Hola Roque
Muy buen texto. Creo que se les escapó la tortuga con los blogs, posibilitados por la misma tecnología con la que promueven la dominación.
Abrazo

Roque dijo...

Sujeto, gracias por pasarte por mi blog, me halaga realmente. Coincido con vos que ésta tecnología permite la fluidez de la información y las opiniones de una forma mas "democrática" y sin intermediarios. Por supuesto que dependerá de nosotros que el contenido sea valioso. Un fuerte abazo.